¿Quién es Florencia Klipauka?: De joven abogada al Congreso de la Nación en una elección histórica

0
69

Juntos por el Cambio logró arrebatarle una banca a la Renovación en las últimas elecciones legislativas del 14 de noviembre.

 

 

Juntos por el Cambio logró arrebatarle una banca a la Renovación en las últimas elecciones legislativas del 14 de noviembre. Un resultado previsible desde las últimas primarias donde el frente opositor había logrado sacar casi 6 puntos de ventaja sobre su competidor más cercano. Sin embargo, no tan previsible desde historia. Desde su creación en 2003, la Renovación casi siempre logró plebiscitar de manera exitosa su gestión y sus personalidades. Tanto es así, que cuestan encontrar ejemplos de derrotas electorales cuando sólo su boleta está en juego. Entonces… ¿Qué pasó en estas últimas elecciones?

Jóvenes como Florencia Klipauka, Martín Arjol y Pedro Puerta irrumpieron en el escenario político de Misiones con una promesa sencilla pero concreta: futuro. La banca que termina adjudicándose Juntos por el Cambio, y más precisamente el espacio de Activar con Florencia, es la que se les pareció escapar a “analistas” y a los medios oficialistas provinciales. Compañera de lista de Pedro Puerta en las primarias, supieron forjar una sólida dupla que cosechó casi 70.000 votos y supo ganar la interna en distritos claves como el distrito Capital (Posadas-Garupá) o Apóstoles.

Klipauka, así como lo marca en su spot, proviene de una familia trabajadora de clase media. Su madre es docente y su padre emprendedor oriundos de la ciudad de Oberá. Una de las características que destacaron a Florencia, por sobre otros candidatos en estas elecciones, fue su abstracción casi total con el mundo de la política. Como parte de un estudio jurídico en Posadas, la ahora diputada electa dedicaba la mayor parte de su tiempo a tratar juicios de índole laboral y familiar en una incipiente carrera de abogada que había empezado hace algunos años recibida en Posadas de la Universidad Católica de Santa Fe.

Es inevitable mencionar a Florencia, sin pensar en Pedro. Presidente de Activar y uno de los mayores ganadores en la contienda electoral de este año. Pedro Puerta, aunque perdiendo una interna muy competitiva, supo consolidar un espacio que responde a su figura; y en conjunto con Martín Arjol, Florencia y el PRO lograron una victoria histórica en la vida política de nuestra joven provincia. Juntos, Pedro, Florencia y Martín, prometieron juventud y futuro. Con una impronta particular, los tres salieron a criticar uno de los principales eslóganes de la Renovación en torno a la atribución del “misionerismo” y el rumbo de la política nacional que hoy tiene el gobierno de Alberto Fernández.

Florencia Klipauka como candidata lograba expresar dos sentimientos muy particulares: El primero y más potente, la empatía con el misionero de a pie que tiene que tomarse el colectivo todos los días o está luchando por llegar a fin de mes. Empatizar desde la experiencia es algo raro para la política y por más que algunos quieran ver allí una posible “falta de expertise”, hay un componente de sinceridad en sus enunciados pocas veces visto. Y en segundo lugar la necesidad de un segmento sub 35, mayoría indiscutida en la provincia, de contar con representación política. Por consecuencia, Florencia tendrá una gran responsabilidad: Ser la voz de miles de jóvenes misioneros, y sobre todo, mujeres jóvenes, que buscan una voz en el Congreso de la Nación.

Entender la victoria de Juntos por el Cambio desde una antítesis nacional, carece de sentido técnico y estratégico. Naturalmente si uno observa el crecimiento sostenido (lento, pero sostenido) del espacio a lo largo de las últimas elecciones. La “renovación” natural del espacio opositor y la mayor permeabilidad que tienen espacios jóvenes como el de “Activar”, permiten que figuras ajenas a la política incursionen y tengan éxito como lo fue el caso de Florencia. Esto se da en contraposición a otros espacios más estancos con dinámicas de poder mucho más verticales, donde la oferta electoral está mucho más condicionada y por ende termina siendo menos atractiva.

Un análisis más en detalle es necesario en una de las victorias más resonantes de los últimos tiempos, incluso a nivel nacional. Florencia Klipauka pareciera ser la representación fiel de un segmento al que “la política le trajo más problemas que soluciones” (como lo dice en su spot). Un llamado de atención para cuadros políticos que se alejaron de la horizontalidad para encerrarse en castillos de cristal. Allí están puestas las expectativas de gran parte de Juntos por el Cambio en los años venideros. En figuras jóvenes y frescas que puedan competir mano a mano con la estructura política y un aparato mediático ultraoficialista.

 

Fuente: MisionesCuatro

Comentários no Facebook